¡Estos trucos de mentalidad de crecimiento serán una gran ayuda para su negocio! 

Una mentalidad de crecimiento puede cambiar las reglas del juego para los negocios. Si ese es un término que nunca ha escuchado antes, permítanos tomarnos un segundo para explicarlo.

La mentalidad de crecimiento se ve a menudo en yuxtaposición con una mentalidad fija. Cuando tienes una mentalidad fija, te dices a ti mismo cosas como “Nunca seré bueno en esto”, “No me gusta el desafío” o “El cambio siempre es malo”.

Cuando tiene una mentalidad fija en los negocios, se cierra a las oportunidades para aprender, tomar riesgos y mostrar su confianza. Es por eso que una mentalidad fija es tan perjudicial para el crecimiento de su negocio.

En lugar de permanecer estancado en la mentalidad fija, lo alentamos a que siga una mentalidad de crecimiento. Cuando aborde los problemas desde ese punto de vista, verá los desafíos como oportunidades y el cambio como una mejora.

Si usted o su equipo se han quedado atascados en la mentalidad fija, aquí hay algunos trucos que puede intentar para lograr la mentalidad de crecimiento que hace que los negocios sean felices y exitosos.

REFORMULAR LOS DESAFÍOS COMO OPORTUNIDADES

Cada desafío viene con un lado positivo. Quizás el desafío fortalezca su negocio o le muestre dónde podría tener la oportunidad de aprender. Si siente que ha estado lidiando con muchos desafíos últimamente, tómese un tiempo para escribir cada desafío en una lista. Una vez que haya anotado todas las cosas difíciles a las que se enfrenta su empresa actualmente, escriba al lado cómo ese desafío brinda una oportunidad.

Cuando sea capaz de replantear los obstáculos como áreas de crecimiento en lugar de contratiempos, se centrará más en construir en el futuro que en lamentar el pasado.

A menudo, los individuos con mentalidad fija están demasiado centrados en el pasado. Se quedan atascados pensando que el pasado determina todo sobre el futuro. Les impide pensar que sus acciones presentes harán algo para cambiar el futuro. Cuando eres capaz de replantear los obstáculos, estás cambiando a pensar en el futuro.

REEMPLAZANDO LA DUDA DE UNO MISMO CON LA VERDAD

¡El síndrome del impostor es real! Especialmente puede ser paralizante para los dueños de negocios que sienten que no merecen lo que tienen o que no son lo suficientemente buenos para estar en la posición en la que se encuentran.

Sin embargo, lo importante a recordar es que a menudo el síndrome del impostor se basa en mentiras. Te mientes a ti mismo sobre lo que te mereces, cuánto trabajo haces y cuán talentoso eres.

De manera similar a lo que hizo con el reencuadre, escriba todas las conversaciones internas negativas que le vengan a la mente. Luego, además de eso, la verdad. Si le resulta difícil conectarse con la verdad sin volver al diálogo interno negativo, considérelo como escribir lo que diría su mayor apoyo. Ese podría ser su mejor amigo, cónyuge o mamá; quien piense el mundo de ti. ¿Qué dirían en respuesta a tus dudas sobre ti mismo? Lo más probable es que sean ellos los que te digan la verdad cuando te dices a ti mismo algo negativo

PENSANDO EN A QUIÉN AYUDARÁS

Ser propietario de un negocio es agotador. A veces puede parecer que ya no quiere crecer más porque tiene miedo de asumir más de lo que puede manejar.

Cuando surjan esos pensamientos, es importante volver a cuál fue su propósito al comenzar su negocio en primer lugar. ¿A quién querías ayudar y por qué? A medida que crezca, tendrá la oportunidad de ayudar a más personas. Vale la pena dedicar horas extra.

Si eso no es suficiente motivación, piense en otras causas que quiera apoyar. Tal vez ha estado esperando que su negocio despegue antes de comenzar a retribuir a organizaciones benéficas u organizar eventos para recaudar fondos para causas en las que cree. Escriba las organizaciones benéficas a las que desea retribuir cuando tenga la capacidad financiera para hacerlo. Incluso puede pensar en la diferencia que significaría una donación hoy frente a la donación que podría hacer cuando su negocio tenga más éxito.

ESTAR ABIERTO AL CAMBIO

He aquí una breve sinopsis. Hay dos ratones atravesando un laberinto. Ambos recorren su laberinto y encuentran queso exactamente en el mismo lugar día tras día. Un día, para sorpresa de ambos ratones, el queso no está. Un ratón se sienta en ese lugar, esperando y esperando que regrese el queso. El otro ratón comienza a buscar el queso en otra parte.

El ratón que permanece en un lugar no cree que necesite cambiar nada sobre sus acciones. Él cree que el queso volverá mientras se mantenga el curso. Está fijo en su forma de pensar.

Sin embargo, el otro mouse está abierto para cambiar. Ese ratón se adapta a la repentina diferencia en sus actividades diarias. Este mouse está listo para adaptarse y se beneficia de la mentalidad de crecimiento.

La moraleja de la historia es ser como el segundo ratón que reevalúa cuando las cosas cambian y está abierto a cambiar con el mundo. Después de todo, todos hemos aprendido durante la pandemia de 2020 que el cambio es inesperado. Aquellos que se aferraron a sus viejas costumbres lucharon por salir adelante, pero aquellos que se adaptaron prosperaron.

ESTÉ PREPARADO PARA OTROS TRUCOS DE MENTALIDAD DE CRECIMIENTO

Debe estar preparado para el crecimiento que pueda surgir. Obtener ayuda para gestionar ese crecimiento es fundamental. Comuníquese con nosotros para obtener más información sobre cómo utilizar un asistente virtual a medida que su negocio y pasa tú negocio al siguiente nivel. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.